Saltear al contenido principal

Sobre nosotros

Ana

Hola, soy Ana.

Conocí la quiropráctica hace unos años cuando mi prima comenzó a trabajar con Marcelo. Desde el primer momento me habló de lo mucho que le estaba cambiando la vida, los efectos y los beneficios de tener “un quiropráctico en casa”. Cada vez que podía me escapaba a hacerles una visita después de todo un día de trabajo. Era increíble la alegría, el cariño y el trato con el que te recibían. Se contagiaba de tal manera que no veía nunca el momento de marcharme.

A día de hoy trabajo en el centro y me ajusto con Marcelo cada semana.

Ana - Nuestro equipo quiropráctico
Volver arriba