Testimonio Quiropráctico: Juan Mencía

Llevo viniendo desde hace un año y cinco meses. Mi caso es muy curioso, con lo joven que soy empecé con unos dolores de espalda tremendos,  visite un sinfín de profesionales, me hicieron todo tipo de pruebas, y nada, que no se veía nada en las pruebas, que todo estaba correcto y no sabían que tenía. En  conclusión, que fuera a  un psiquiatra porque los dolores eran imaginaciones mías…

Casualmente hablando con un enfermero, me dijo que a el también le dolía mucho la espalda y que vino a ver a Marcelo y le fue de maravilla.

Vine a la sesión informativa  y le dije a mi hermano que con todo el dinero que me había gastado en otras terapias no pensaba empezar otra, total el resultado iba a ser el mismo…NADA, menos mal que no me hizo caso e insistió en que probara la quiropráctica, porque después del primer ajuste la reacción fue inmediata, el  dolor remitió sorprendentemente, cuando llegue apenas podía caminar y tenia la espalda llena de contracturas y hasta ahora mi cuerpo no ha parado de mejorar y hacer cambios a todos los niveles.

Yo recomiendo la quiropráctica a todo el mundo.

 

Share Button

Deja tu comentario

Te puedes estar preguntando si tu problema es un problema con el que la quiropráctica puede ayudar. Siempre detrás de un síntoma hay una causa, Algo no esta funcionando bien y el cuerpo falla Es ahí donde la quiropráctica se centra y te puede ayudar. Al corregir la causa, al ayudar al cuerpo a funcionar correctamente muchas veces los síntomas desaparecen. Lo que te aconsejamos para aclarar todas tus dudas es que vengas a nuestra charla informativa. Es amena, nos conocemos, aclaramos todas las dudas que tengas y además te damos estrategias que puedes hacer tu en casa para mejorar tu calidad de vida. Ah, y es gratuita, es decir, un regalo.