Quiropráctica día a día: las conexiones del sistema nervioso

marcelo-post-sistema-nervioso-09

Entre sus premisas más importantes, la Quiropráctica defiende que el sistema nervioso (cerebro, médula y nervios) controla todas y cada una de las funciones del organismo.

El ser humano está compuesto de billones de células y  nuestra energía viene de ellas. Como explica Marcelo en “El arte de cuidarse”, las células son la base de todo tipo de vida, ya sea animal o vegetal y son fábricas de energía que funcionan gracias a electricidad y reacciones bioquímicas. Es decir, la calidad de tu vida depende directamente de la calidad de tus células.

Las células necesitan un sistema nervioso capaz de comunicarse con ellas. Sin sistema nervioso, nada de lo que hagas podrá ayudarte mucho. Pero además tus células necesitan oxígeno, nutrientes y la capacidad de eliminación.

El sistema nervioso depende del estado de tu columna vertebral y aquí es donde te ayuda la quiropráctrica. Además de los ajustes quiroprácticos, te enseñamos ejercicios para ayudar a tu columna a mantener los ajustes y de este modo a que tu sistema nervioso funcione mejor y tengas más vitalidad y energía.

En definitiva, todo está relacionado entre sí, el sistema nervioso es como una red que hay que mantener perfectamente interconectada. La quiropráctica conserva el funcionamiento de esta compleja estructura por la que viajan los impulsos nerviosos.

Share Button

Deja tu comentario

Te puedes estar preguntando si tu problema es un problema con el que la quiropráctica puede ayudar. Siempre detrás de un síntoma hay una causa, Algo no esta funcionando bien y el cuerpo falla Es ahí donde la quiropráctica se centra y te puede ayudar. Al corregir la causa, al ayudar al cuerpo a funcionar correctamente muchas veces los síntomas desaparecen. Lo que te aconsejamos para aclarar todas tus dudas es que vengas a nuestra charla informativa. Es amena, nos conocemos, aclaramos todas las dudas que tengas y además te damos estrategias que puedes hacer tu en casa para mejorar tu calidad de vida. Ah, y es gratuita, es decir, un regalo.